APRENDÉ A CAMBIAR EL ACEITE DEL AUTO

El aceite de motor es fundamental para asegurar una larga vida útil del componente más importante de tu auto: el motor.

El aceite se encuentra sujeto a severas condiciones de uso, razón por la cual es importante reemplazarlo regularmente para asegurar una operación óptima. Los cambios de aceite usualmente los realiza el mecánico al dar servicio a tu auto. A pesar de esto, vos también podes hacerlo si consideras que tenés las herramientas y los conocimientos requeridos.

¿Qué necesitás?

  • Antes de utilizar el producto revisá el manual del auto. Los cambios de aceite deben realizarse de acuerdo con las recomendaciones del fabricante.
  • Un filtro de aceite y el aceite apropiado para tu auto. Podés consultar en nuestra guía de lubricantes cuál es el aceite adecuado para tu auto.
  • Equipo de seguridad, tal como anteojos de seguridad y guantes de goma.
  •  Una arandela de aluminio para el tapón de drenaje de aceite.
  • Una llave de correa para el filtro de aceite.
  •  Un contenedor (bandeja) para recolectar el aceite usado del motor
  • Podés utilizar un crique y soportes  para levantar tu vehículo
  • Material absorbente (papel de diario, servilleta de papel, etc.) y toalla.
  • Arandela de aluminio

Seguí las instrucciones paso por paso:

Ante todo, controlá que el auto esté en una superficie estable y horizontal. Para hacer menos viscoso el aceite del motor y permitir que pueda drenarse más fácilmente al cambiarlo, se aconseja encender el motor entre 5 a 10 minutos. Apagá el motor y poné el freno de mano. Debe haber suficiente espacio bajo el vehículo para que puedas tener acceso al tapón del carter. De no haber espacio, utilizá el crique para levantar el vehículo y luego estabilizarlo con los soportes. Nunca te coloques bajo el auto cuando esté apoyado únicamente con el crique, ya que es muy inestable. El propósito de los soportes de crique es reducir esta inestabilidad, y deben posicionarse de acuerdo a las recomendaciones del fabricante indicadas en el manual de servicio.

Abrí la tapa y desenroscá el tapón de carga para permitir que al aire entre en el circuito de aceite cuando lo drenes.

 Una vez que se ha aflojado el tapón, el aceite drenará más rápido al vaciarlo. También permitirá que sea más fácil reemplazarlo con aceite.

Una vez que encuentres el cárter de aceite y el tapón de drenaje (consultá el manual del auto), protegé la superficie colocando papel de diario o servilletas de papel. Posicioná la bandeja bajo el tapón y asegurate que sea lo suficientemente grande como para contener todo el aceite que necesita ser drenado. Desenroscá el tapón utilizando una llave inglesa. Evitá tocarlo ya que puede estar muy caliente. Controlá que no se te caiga el tapón. Dejá drenar el aceite usado alrededor de 20 a 30 minutos. Una vez que el cárter esté vacío, es decir, una vez que el aceite termine de drenar, reemplazá correctamente el tapón sin olvidar reemplazar el cierre.

·         Remové el filtro de aceite usado.

·         Instalá el nuevo filtro.

·         Llená tu motor con aceite nuevo.

Antes de llenar tu motor con aceite, consultá el manual del auto para encontrar exactamente cuánto es requerido y qué tipo de aceite debe utilizar. Utilizá un embudo. Vertí el aceite lentamente en el motor, detenete y continuá para que tenga tiempo de drenar; esto evitará burbujas de aire y prevendrá salpicaduras.

Vertí la cantidad de aceite que se especifica en el manual. Si no encontrás la información sobre el volumen requerido, te recomendamos que viertas inicialmente 4 litros. Luego, repetidamente, revisá el nivel de aceite hasta que se encuentre entre los niveles mínimo y máximo indicados.

Utilizá el calibrador mientras llenás el motor para estar al tanto del nivel de aceite.

Permití que el motor descanse por algunos minutos (el auto debe estar detenido, con el freno de mano colocado). Apagá el motor, revisá nuevamente el nivel de aceite, y luego rellená en caso de ser necesario.

Es posible que hayas derramado un poquito de aceite sobre el motor mientras lo llenabas. Asegurate de limpiar el motor con una toalla antes de cerrar la tapa. Recordá limpiar cualquier mancha de aceite en el piso.

Bajo ninguna circunstancia debés desechar el aceite usado tirándolo por el desagüe o echándolo en el medio ambiente. El aceite, en conjunto con el filtro usado, deben desecharse en un centro de servicio automotrices o en un centro de reciclaje acorde.