¿sabés qué significan las siglas? 

Estándares y organizaciones industriales tales como el Instituto Americano de Petróleo (API – por sus siglas en inglés), la Asociación Europea de Fabricantes de Automóviles (ACEA – por sus siglas en inglés), la Organización Japonesa de Estándares Automotrices (JASO – por sus siglas en inglés) y la Sociedad de Ingenieros Automotrices (SAE – por sus siglas en inglés) establecen normas específicas para administrar el desempeño de los aceites de motor. Cada norma define los requisitos técnicos, propiedades físicas (como la viscosidad), resultados de prueba del motor y otros criterios para la formulación de lubricantes y aceites.

logos_normas.jpg

 

SAE ha desarrollado una clasificación de viscosidades de los lubricantes para así poder caracterizar su comportamiento a altas y bajas temperaturas. Los grados se componen de dos números y en el medio de ambos se encuentra la letra W (grado “Winter” como se denomina en inglés). Se lee: xxW-yy

  • El primer número (xx) indica la viscosidad del aceite en bajas temperaturas (los aceites deben permanecer líquidos y de baja viscosidad a temperaturas frías para ser eficaces).
  • El segundo número (yy) indica la viscosidad del aceite en altas temperaturas (medidas a 100ºC). 

El estándar API clasifica los aceites de acuerdo a un rango de criterios incluyendo propiedades (como resistencia al desgaste, anti-corrosión, etc.), usos desempeño. Las normas API estipulan que cuando el aceite está destinado para un motor a nafta se utiliza la letra ‘S’ y para motores diesel se utiliza la letra ‘C’. Cuanto más avanzada sea la segunda letra, más alta será la calidad del aceite. Por ejemplo, para un motor a nafta entre las designaciones "API SE", "API SF" o "API SH", es "API SH" el de más alta calidad. 

ACEA ha desarrollado un estándar con forma de código (categoría/clase). Existen tres categorías ACEA:

.  Dos para autos livianos: categoría A o B para motores de nafta o diésel, respectivamente; y categoría C para motores que cumplen el estándar Euro 4, restringiendo cenizas, azufre y fósforo para no alterar el desempeño de los filtros de partículas.

.  Una para motores diésel pesados específicamente destinados para camiones y buses (categoría E).

JASO atribuye la etiqueta “JASO” posterior al análisis del aceite. Cuando un lubricante responde de manera exitosa a todas las pruebas, la Organización Japonesa de Estándares Automotrices otorga un certificado y un número de acreditación. Éste número debe aparecer como un logo en el empaque.

ISO propone un proyecto internacional de especificación, siendo las tres categorías ISO- L-EGB, ISO-L-EGC e ISO-L-EGD en orden creciente de requisitos. 

El Comité Internacional de Estandarización y Aprobación de Lubricantes (ILSAC) es responsable de crear las especificaciones de los lubricantes para autos de pasajeros. La especificación GF-5 se introdujo en octubre de 2010 y fue diseñada para:  

  • Mejorar y mantener estable la economía del combustible a través del tiempo,
  • Asegurar la protección de nuevas tecnologías de motores, 
  • Proteger los sistemas post-tratamiento.

Todos los aceites de motor cumplen con estrictras normas internacionales. Consultá nuestra Guía de Aceite TOTAL

Conocé los aceites sintéticos de TOTAL acá